>PERIANDRO DE CORINTO.


>El primer suicidio de la Historia, al menos el más antiguo del que se tiene constancia escrita, es el del rey de Corinto Periandro.
Periandro se casó con Lísida, una mujer de altísima cuna con la que tuvo dos hijos; como en los chistes, uno, el menor, era un tipo listo; y el mayor fue un poco más lento de cerebro. Periandro era un tipo voluble, capaz de lo mejor y de lo peor; en uno de esos días, tubo un arrebato de rabia y no sabiendo como calmarse probó a machacar a patadas a su mujer, que entonces estaba embarazada hasta que la mató. Para justificarse el buen hombre, se disculpó diciendo que lo hizo incitado por las malas artes de sus concubinas, a las cuales, en muestra de buena fe, quemó después.
Muestra de la gran humanidad de este santo varón fue la comprensiva actitud que adoptó hacia uno de sus hijos que lloraba la muerte de su madre.
El bueno de Periandro decidió desterrarlo hasta que , ya viejo, le mandó llamar para darle el reino.
Esto lo supieron los habitantes del lugar donde el hijo del rey estaba desterrado y para no fallar a la moda de la época, pillaron al chaval y le dieron matarile antes de que pudiese acudir junto a su padre a hacerse cargo del trono.
Periandro enfermo de ira ordenó castrar a los hijos de los asesinos; pero dicen que llegaron a Samos y suplicaron a la diosa Juno por su salvación, y los samios los libraron.
Cuando el rey Periandro supo que los que mataron a su niño seguían con todas sos cositas colgando, cayó en una profunda depresión hasta que “decidió” morir.
Andaba ya rondando ya los ochenta años de edad y se ve que las neuronas empezaban a arrugársele un poco.

Y así es como uno de los Siete Sabios griegos decidió quitarse de en medio.
Pero hasta para eso el muy pesado iba a dar guerra, se le metió en la cabeza que quería evitar que sus enemigos, que eran muchos, descuartizaran su cuerpo.
Algo que también debía estar en boga en aquellos tiempos de explosión filosófico cultural, por lo que elaboró un plan.
El monarca eligió un rincón apartado en el bosque y encargó a dos soldados que le asesinaran y enterraran allí mismo, hasta aquí el asunto es retorcido, pero tiene su lógica.
Lo malo viene cuando al rey Periandro se le va la cabeza de nuevo y empieza a delirar.
Encargó a otros dos hombres que siguieran a sus asesinos por encargo, les mataran y sepultaran un poco más lejos.
A su vez, otros dos hombres debían acabar con los anteriores y enterrarlos algunos metros después, así hasta el infinito y más allá.

Más que un plan de suicidio y precauciones para que su cadáver no fuera descubierto, aquello era un asesinato en cadena, un genocidio en toda regla.
Periandro fue el primer líder que se valió de los servicios de hombres armados, el que redujo a tiránico el gobierno republicano, el que prohibió a algunos viviesen en la
ciudad; cobarde y mafioso, tirano y dictador, xenófobo y racista; en resumen el primer político moderno. Dijeron los sabios de su tiempo que hubo dos Periandro, uno el Tirano, otro el Sabio.
Unos tiempos llenos de claroscuros, unos tiempos capaces de generar mentes enfermas como la del rey Periandro, aquel rey que mataba con facilidad pasmosa y que después en sus lagunas de claridad paría frases como estas: «los que quieran reinar seguros, se protejan con la benevolencia, no con las armas.
Buena es la quietud; peligrosa la precipitación; torpe la usura; mejor es el gobierno democrático que el tiránico; los gustos son perecederos, pero los honores son inmortales.
En las prosperidades sé moderado; en las adversidades, prudente. Serás siempre el mismo para tus amigos, sean dichosos o desdichados.
Cumple lo que hayas prometido.
No publiques las cosas secretas.
Castiga no sólo a los que hayan delinquido, sino también a los que quieren delinquir.

Anuncios

Un comentario sobre “>PERIANDRO DE CORINTO.

  1. Pero esto que eeeeeeess… Que manera de maltratar la biografia de una figura tan importante como la de Periandro. Sí, estaba como una cabra y no era precisamente un santo, pero tampoco es para tratarlo asi.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s