SENTADOS EN LA CALLE


Lo se, no es bueno desconfiar tanto ni tan constantemente, pero veo a esos jóvenes policías disfrazados de persona y sentados en la calle.
Sonrientes y firmes, decididos, junto a los bomberos en solidaria unión revindicativa y no puedo dejar de preguntarme ¿por qué?
¿Por qué no se levantan y corren pertrechados como solo ellos saben pertrecharse a detener a esos malversadores, estafadores y corruptos que están traicionando y saqueando al país?
¿por qué no quieren darse cuenta de que el ciudadano solo necesita un gesto de bondad para perdonarlo todo?
¿No será que quieren disfrazar su cobardía de sana protesta para no pasar el trago de suscitar represalias administrativas por levantar la mano contra sus amos?
Es de dominio público que saben mimetizarse a la perfección, saben vestirse de víctimas e infiltrarse entre ellas; saben hacer fotografías de las personas que les rodean; saben ser los primeros en arrojar una piedra para hacer de la protesta un acto terrorista que después sus amigos reprimen gustosamente.
¿Qué necesita esa gente, ahora indignada por la pérdida de su sabrosa paga extra para defender la ley, pero de verdad?
No han pestañeado cuando sus dueños recortaban la sanidad, la educación de sus propios hijos; no han cambiado el rictus amenazante cuando los tiranos han sido juzgados y condenados, al contrario, les han protegido y dotado de la necesaria fuerza para hacer germinar la impunidad en ellos.
Ahí están, sentados, dejando que corra el tiempo, franqueando el goce y disfrute de las merecidas vacaciones a políticos indeseables que gastan el erario público para solaz de propios y amigos.
Es una buena función, como ver a la bruja mala protestar por la calidad de la fruta un segundo antes de inocular su veneno en ella.
Como ver a los talibanes llorar por lo injusta que es la comunidad internacional con su fe, denunciando de viva voz la injusticia a la que están siendo sometidos antes de fusilar a una inocente tras ser violada.
¿No es ese su trabajo? ¿no es su obligación prevenir y combatir el crimen y velar por la ley?
Si la respuesta es “si” ¿por qué no lo hacen?

Parece ser que no, parece ser que no quieren justicia, solo quieren dinero, porque si de verdad buscasen resarcir la afrenta cometida a la legalidad por la clase política española, estarían de servicio encerrando ladrones de corbata blanca.
No hay sonrojo en pretender compararse a los bomberos, “somos iguales” proclaman.
Pero no hay color, estos se juegan la vida por todos y cada uno de sus conciudadanos, por todos y cada uno de sus iguales; la policía se juega la vida apaleando parados, obreros y a ser posible mujeres de obreros y escolares indignados.
Es lo que hay, es lo que hacen, son el sustento del sistema; sus brazos, sus armas, su determinación son las bases de este circo en el que las fieras escuálidas no tienen fuerza ya ni para asustar a un cristiano miserable.
No hay más que ver lo subido que está el tipo ese que tanto se parece a Paco Clavel.
No me los creo, no me fío.
No hacen su trabajo cuando se esconden en las cunetas a la caza del idiota enloquecido a doscientos por hora, porque deberían estar allí, visibles y atentos para que ningún inocente se encuentre con el energúmeno despendolado de frente a la salida de una curva.
No hacen su trabajo cuando acuden en tropel a machacar a golpes a niños, escolares, que protestan porque hace frío en sus aulas.
No hacen su trabajo cuando atacan las casas de las familias de los mineros aprovechando que los hombres están en Madrid precisamente apoyados por los bomberos.
No hacen su trabajo cuando matan a un hombre por disparar de modo prohibido un arma prohibida a una distancia prohibida en una zona del cuerpo prohibida.
No hacen su trabajo y pretenden cobrar pagas extra por eso, por robarnos, por ser la mano armada del tirano que está conviertiendo su país en una ruina vergonzante.
Empezaré a creer en ellos el mismo día en que empiecen a hacer aquello por lo que cobran, servir a su país, a su pueblo, a la ley.
Entonces recuperarán el respeto y tendrán ese cariño que tan poco han hecho por merecer hasta ahora.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s