DE SOLES, TORMENTAS Y CRISIS


Estoy seguro de que leer un artículo en el que un tipo intenta relacionar la situación de crisis mundial con el sol, arrancará más de una sonrisa condescendiente.
Otro colgado, otro majara, otro iluminado.
Muy bien, hablemos del sol, nuestro viejo, canijo y malhumorado astro rey.
Nuestra estrella lleva una temporada, aproximadamente desde diciembre pasado lanzando bocanadas de rabia hacia el espacio, ese lugar oscuro en el que nuestro minúsculo planeta discurre flotando tan campante.
En ese preciso mes, el sol lanzó una tormenta de tipo “X”, de las más potentes, directa hacia nosotros y solo un azar milagroso hizo que solamente nos rozase, que literalmente pasase de largo sin pena ni gloria ni mayores desgracias que lamentar.
Y aquí terminan  las buenas noticias.
Los científicos, los de verdad, no los conspiranoicos magufos de costumbre, coinciden en que para el próximo mes de diciembre, es más que posible que una bestial tormenta solar nos alcance de lleno.
Hablemos de la crisis, hablemos del afán desaforado por parte de los elementos económicos mundiales por amasar lo más rápido posible la mayor cantidad de dinero que puedan.
Pero esta vez no especulan, no negocian, no es papel lo que buscan; esta vez quieren dinero del de verdad, del que usan las amas de casa para comprar el pan, del que usamos las personas para pagar nuestras casas; dinero del que huele a sudor y da dolor de espalda.
Todo ese negocio basado en el inefable E-Money, en ese dinero virtual, de pronto ya no es santo de su devoción.
Y es que una tormenta solar de la magnitud de la que se avecina, va a freír los sistemas eléctricos, va a inutilizar los sistemas informáticos; y si los ordenadores se mueren, todo su imperio virtual, todo ese castillo en el aire que han montado sin respaldo alguno simplemente se irá al cuerno sideral arrastrado por la llamarada solar.
Os preguntaréis que es el E-Money, pues se explica como un simple baile de cifras de una cuenta a otra en la que simplemente por restar un número de la base de datos de un banco y sumarlo a la de otro, se generan unos colosales beneficios sin haber movido un euro de caja alguna.
Estas cifras dicen que son dinero, dicen que son negocios; pero no tiene respaldo alguno ni posibilidad de convertirse en líquido jamás.
La locura del baile numérico ha llegado a tal magnitud que hay entidades financieras que generan con estas maniobras beneficios que superan, duplican e incluso triplican el producto interior bruto de los países en los que residen sus sedes.
Pues bien señores, ahora viene el sol y por mano de ese algo que siempre ocurre para dar un sentido a la vida, y viendo lo mal que hemos usado la tecnología lanza un eructo maloliente y abrasador que se va a llevar todo ese E-Money a la nada de donde jamás tuvo que salir.
Pensémoslo un segundo.
Esta tormenta solar va a ser el primer desastre natural de la historia que va a afectar más al más poderoso y menos al más humilde.
Cuanto mayor y más moderna sea la ciudad, mayor dependencia de la tecnología tendrá y mayor impacto causará el desastre en ella.
Cuanto más hayas especulado, cuanto más E-Money hayas amasado, más cuota de poder vas a ver esfumarse con la aurora.
¿Imposible relacionar ambas cosas?
Pensadlo.
Tras la tormenta, no solo dejarán de funcionar los ordenadores, también lo harán los frigoríficos en los que guardamos los alimentos, los motores que bombean el agua a las depuradoras y a nuestras casas, las máquinas que extraen petróleo, las que fabrican cosas, las que transportan alimento.
¿Cuánto valdrá una barra de pan? ¿Quién podrá comprarla y con qué? ¿Y qué os hace pensar que soy el único lumbreras del planeta capaz de llegar a tal conclusión? Pensad que sobreviviremos todos, pero sin recursos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s