LA EMPRESA JUSTA


Y aun se preguntan cómo es posible que gran parte de los votantes de PODEMOS pertenezcan al grupo de empresarios y directivos de empresas.
Aun hay quien se pregunta sin dar crédito sobre las razones de tal filiación “contra natura”.
En el mundo social en el que nos ha tocado por desgracia desarrollar nuestro mundo hay una especie de catecismo asumido sin discusión que viene a decir que la ideología de izquierda es del obrero y que por el contrario la derecha es
del empresario.
Es absoluta y objetivamente falso.24-emp-2
Lo asumimos a pies juntillas porque es el credo que nos ha movido hacia las urnas a lo largo de estas décadas de mentiras, de falsas opciones, de tratos de guante blanco entre familias mafiosas unidas en un frente común.
Su enriquecimiento.
Pero si recurrimos a las matemáticas, esas ciencias diabólicas que se empeñan en cuantificar cuanto hay de verdad y de mentira en las palabras, este dogma de fe se desmorona como un castillo de arena en medio del desierto.
La verdad inamovible es que la derecha no protege a “La Empresa”, a la derecha no le quita el sueño el estado de la totalidad del empresariado español, no.
En nuestro país la derecha protege únicamente a las empresas puntuales de sus amigos, a las empresas que ponen maletines llenos de billetes de quinientos euros sobre la mesa para uso y disfrute del peón de rey de turno.
Empresas que tienen el descaro de amenazarnos con irse si cambiamos las reglas del juego, empresas que secuestran nuestra democracia y que envenenan al pueblo bajo el influjo del miedo.
Empresas que quieren que pensemos que les debemos algo, que sin ellos España se hunde. 4 factores honestidad
No es así, por cada empresa del IBEX35 hay decenas de empresas que no crecen porque no han entrado en ese juego, empresas que se pudren comiendo las migajas que los tramposos no quieren.
Esas son las empresas sobre las que deberemos asentar nuestro futuro, porque si echamos a los políticos corruptos  y no echamos a las mafias que los corrompen no habremos conseguido nada.
Esa es la política económica de la derecha en este país, monigotes, payasos de feria que juegan a ser poderosos dando contratos y enchufando familiares de modo que absorben el entramado productivo, lo pervierten, lo contaminan y lo destruyen.

Los empresarios, los de verdad, los autónomos, los emprendedores; realmente son los grandes olvidados de la revolución social.
Proscritos por la falsa izquierda ideológica de la oligarquía bipolar hacia la derecha y una vez ubicados a la sombra del desastre, aplastados por la oligarquía que jamás les concederá una obra.empresa-principios41
¿Os habéis parado a pensar que por cada contrato fraudulento que nuestros gobiernos han regalado a sus amigos hay unas empresas que quedan fuera del juego?
¿Os habéis parado a pensar que con el amiguismo nuestro gobierno ha defenestrado empresas reales con accionistas reales que arriesgan euros reales y que generan empleo real?
Necesitamos defender nuestra transversalidad ideológica en PODEMOS como nuestro valor más precioso, porque la bipolaridad, prima hermana del bipartidismo, nos hace tontos e injustos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s