ME DEJA EL MARRÓN


imageOtro que se va; otro hombre cansado que se va para no volver, otro viejo zorro  que ahueca el ala y que nos deja plantados como muestras de su legado.
Una taquilla vacía, un montón de polvo y un olor rancio a hierro y a sudor.
Qué viejo está, no me había dado cuenta; pero la vida no ha sido benevolente; mi colega no da para más,  se va.
Y yo que tengo tanto que decirle,  tantas disculpas que pedirle y tanto que agradecerle,  agacho la cabeza al estrechar su mano y callo incómodo ante la idea de un abrazo.
Maldita sea, veo que voy a dejar ir a uno de los que me precedieron y no voy a ser capaz de reconocer en su cara que me dolerá su ausencia,  que gracias por todo.
Recuerdo como le odiaba cuando yo era el niñato nuevo; él era el culpable de todo, del dolor de mis manos, de mi espalda rota; de todo.image
Toda una vida mascando rencor y ahí va mi compañero jubilado, sonriendo sin risa.
Con cara de circunstancias como cuando tienes que sentarte por un golpe de calor.
Riendo, si, riendo entre arcadas buscando poder fijar la vista de nuevo.
Hoy le vuelvo a odiar, toda mi puñetera vida maldiciendo su cara de idiota cabrón y ahora que lo entiendo, ahora que lo quiero, se va.
En fin, le ha llegado la hora de descansar, de recuperar unas pocas fuerzas para ese último trecho de su vida.
Ahí va un tipo importante,  un tipo que deja tras de sí a cuarenta locos; a cuarenta niños a los que enseñó a trabajar, a pensar,  a crecer.
Ahí va el tipo del que aprendí a ganarme el pan.
El que me explicó que a casa hay que regresar todos los días, llegar cansado, pero entero.image
Y aquí me deja pensando que yo ya tengo discípulos, que cada día son más y que con cada uno que suma, con cada uno que asciende, yo certifico que mi fin se acerca y que tarde o temprano me llegará.
Me pregunto qué recordarán de mi estos inútiles improductivos.
Quizá deba asumir la última lección,  esa en la que de repente tus alumnos se convierten en amigos.
¡Qué cabronazo,  una vez más me coloca el marrón y se escaquea!
Suerte viejo maestro.
Que corra el aire.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s